domingo, 13 de enero de 2008

Sacar a las FARC y al ELN del listado de grupos terroristas o romper la lista / ...por Pascual Serrano

6 comentarios:

Jonkepa dijo...

Mi comentario está sacado de la prensa Latinoamericana que, se supone, está bien informada de lo que ocurre en esa parte del mundo.
De todas maneras qunque el artículo de Pascual Serrano está bien documentado parte de unos principios ideológicos no siempre válidos y acertados, al menos para mí.
Es cierto que los EE.UU. no son el mejor ejemplo para cualificar de terroristas o no terroristas a determinados grupos.
No es la misma situación la que ocupan grupos como Hamás o el PKK que la que ocupan grupos como las FARC o ETA, ya que cita, a Batasuna.
Tanto España (Euskalherria) como Colombia son paises con un territorio definido y reconocido internacionalmente y más o menos democrático y en ambos se celebran elecciones a las que se puede presentar cualquier grupo político por lo que la lucha armada, en estos casos no es estrictamente necesaria.
No se da el mismo caso en Palestina o en el Kurdistan. En el caso palestino nos encontramos con un pais, Israel, que está ocupando unilateralmente y con el consentimiento de la comunidad internacional un territorio que no le pertenece, le fue dado por la antigua potencia colonial (UK) como desagravio a los padecimientos de los judíos durante la represión nazi. Hamas lucha por la liberación de Palestina.
El caso del PKK es parecido ya que el Kurdistan es una zona que a dia de hoy ocupan varios paises, Turquía, Irak, Iran, Siria y también luchan por la integridad de su territorio.
A EE.UU lo único que le preocupa e interesa es el dominio geoestratégico de distintas partes del mundo, como es el caso de Oriente Medio o del Mar Caspio, entre otros.
Son planteamientos, por lo tanto, completamente diferentes y aquí no coincido con el análisis de Pascual Serrano que, por cierto, en sus últimas "perlas" contó algo que no se ajusta a la verdad. Aún estoy esperando su respuesta. No sé para qué da su E-mail si luego no los contesta.
Un saludo.

Roig i Negre dijo...

El comentario al que refiere:
http://jonkepa.wordpress.com/2008/01/14/america-se-revuelve-contra-chavez/

1- ¿A qué principios ideológicos te refieres?
2-Si bien es cierto que España y Colombia poseen un territorio definido y reconocido, la pregunta es ¿por quién?
3-Sobre el interrogante acerca de si un sistema es democrático o no, ya nos viene de lejos Jon Kepa, y ya sabes mi opinión.
4-Por el resto, veo que tienes bien claras las artimañas geoestratégicas internacionlaes, pero, pienso, este artículo apunta no tanto a la legitimación de movimientos armados, como a su catalogación de terroristas por parte de sus contrincantes, también armados, pero dominantes.
El problemas es ¿quién hace esas listas?, ¿bajo que criterios se inscribe a alguna agrupación en estos listados?, ¿acaso esos mismos criterios de ingreso no son cumplidos en la mayoría de las ocasiones por aquellos que se han encargado de determinarlos?, …

La cuestión de todo esto, me da la impresión que viene a ser la de siempre, el déficit democrático, tanto en el origen de los conflictos, como en el origen de las indscripciones en estos listados. Y ya conoces mi postura, ni pienso que vivamos en una democracia, ni opino que lucha alguna esté legitimada racionalmente.

P.D:¿A que te refieres en la última parte del texto? ¿qué contó?

Saludos.

Jonkepa dijo...

Principios ideológicos.

Pascual Serrano es fundador de la publicación electrónica Rebelión donde podemos sacar sus escritos, entre ellos “Las perlas informativas”. Desgraciadamente en estos momentos no se me abre la publicación y no puedo copiar aquella en la que dice algo que no se ajusta a la realidad pero que luego te comentaré.
Rebelión es una publicación de corte comunista, no es que me parezca mal, muy al contrario pero juzga todo bajo esa óptica y si queremos ser justos en el tratamiento de la información, ésta no debe estar nunca ideologizada, tiene que ser completamente aséptica y eso Pascual no lo consigue casi nunca.
No obstante Pascual es uno de mis referentes de más confianza sobre todo cuando analiza y no da opiniones políticas.

En cuanto a la segunda pregunta, son los estamentos y organizaciones internacionales quienes dan validez al territorio y a sus límites. Analizar en profundidad si eso es justo o no lo es pertenece a otro debate y no al presente. Luchar por unos ideales o por un territorio no justifica el uso de acciones y/o actos armados en estos casos para eso estan las instancias del estado y los organismos internacionales. No es la misma situación que en el caso del Kurdistan o de Palestina.

En cuanto al punto 3, aunque no lo dices, si bien no estamos de acuerdo en las formas si lo estamos en el fondo del asunto.

Punto 4, ¿ Quién hace esas listas?, bueno, todo parece indicar que son los EE.UU influenciados por lo que se ha dado en llamar el lobby judío y apoyados por organismos internacionales, entre ellos la U.E.

La última parte del texto se refiere a esas “perlas informativas” de Pascual Serrano. Una de ellas hacía referencia a una noticia que apareció en Levante- emv y que hacía referencia a un ciudadano que recibió una factura de Gas Natural a nombre de “Antonio Gilipollas Caraculo” y del que se hizo eco dicho diario.
Pascual dice en sus perlas que el diario omite la referencia a Gas Natural diciendo que una empresa de gas le remite esa factura.
Eso es falso, compro todos los dias dicho diario y leí en su dia dicha noticia y en ningún momento el diario omite que se trate de Gas Natural, lo dice. Pero es que , además, y eso lo debes saber bien ya que resides en Valencia, aquí quien sirve el gas natural es, precisamente, Gas Natural a pesar de esas campañas poco claras que hace ENDESA de captación de clientes. Ni siquiera era necesario citar a Gas Natural para saber que fueron ellos quienes emitieron esa factura, bueno más que ellos, la empresa subcontratada por ellos para realizar dicha labor.
Por lo que emitir esa noticia en los términos en los que lo hizo Pascual es , sencilla y llanamente, faltar a la verdad y manipular a sus lectores.
Le mandé un correo diciéndoselo, en términos más o menos como los que aquí he dicho sin obtener respuesta por su parte.
Espero haber aclarado parte de tus dudas.
Un saludo.

NOTA: Ahora se me ha abierto la página de Rebelión.
Perlas informativas del mes de diciembre de 2007 10-01-2008 en : http://www.rebelion.org/noticia.php?id=61607

Citar empresas
Es curiosa la política de temor de los medios para citar a las grandes empresas. El diario Levante titulaba el 6 de diciembre “Una empresa de gas envía una factura a nombre de Antonio Gilipollas Caraculo”. De esta forma omiten en el titular el nombre de la empresa, Gas Natural, sin embargo dos días después cuando es ella la que difunde su respuesta sí que la citan: “Gas Natural actuará contra la contrata que llamó ‘gilipollas caraculo’ a un cliente”.

El primer enlace te lleva a: http://www.levante-emv.com/secciones/noticia.jsp?pRef=3743_19_379594__Comunitat-Valenciana-empresa-envia-factura-nombre-Antonio-Gilipollas-Caraculo.%20
El título dice “ una empresa de gas” pero en la cuarta línea se lee claramente “Gas Natural”.

http://jonkepa.wordpress.com/

Roig i Negre dijo...

Vayamos por partes:
1-Como bien dices, Pascual Serrano es uno de los fundadores de la publicación electrónica Rebelión, y si no me equivoco, es el único de ellos que prosigue en el proyecto.
Es obvio, que el corte de la publicación es de izquierdas. Ahora bien, si eres seguidor de la misma, habrás podido comprobar que en ella se da cabida a un relativamente amplio espectro ideológico, que abarca desde la socialdemocracia hasta el anarquismo, si bien prevalece la línea discursiva del, digámoslo así, “socialismo del S.XXI” (… o como se haga llamar)
A continuación: “si queremos ser justos en el tratamiento de la información, ésta no debe estar nunca ideologizada, tiene que ser completamente aséptica”.
Ahí si que me has pillado por sorpresa.
Creo que desde el SXIX, con la teoría crítica marxista, o incluso antes ya, con los teóricos de la Revolución Francesa, había quedado bastante claro, que eso de la asepsia informativa no era si no un estandarte que conllevaba la defensa del status quo. Pero detengámonos aquí.
Está claro que a una información se le puede pedir rigor, coherencia, estilo, …, pero asepsia ideológica jamás. Ni la ciencia es ideológicamente aséptica (recomiendo al respecto lecturas de científicos e historiadores de la ciencia como Kuhn, Feyerabend, …) Te propongo que me digas la publicación informativa que veas que con más “asepsia” trata las noticias. Con ello no me estarás hablando sino de tu ideología. Y con todo ello, no hago sino postular la necesidad de una actitud crítica, no dogmática, ante la información, que en todo momento mantiene cierta carga ideológica (también recomiendo al respecto adentrase en el pensamiento foucaultiano sobre las relaciones saber-poder)
2-Quiero insistir en que no soy participe del uso de la violencia en “ningún caso”, ni tan siquiera por parte del Estado o instituciones de índole internacional. Eso de que el Estado deba ostentar el monopolio de la violencia legítima, a la manera weberiana, no es más que otra murga liberal. Pero me reitero en que eso de que “son los estamentos y organizaciones internacionales quienes dan validez al territorio y a sus límites” me resulta una afirmación del todo infundada democráticamente. Y, de hecho, y a pesar de que apuntes que es harina de otro costal, a mí me parece la raíz del asunto. Pero bueno…
3-Cuando dices “si bien no estamos de acuerdo en las formas si lo estamos en el fondo del asunto” , no se si estás del todo en lo cierto. Jejeje… (es broma)
4-Por lo que refiere al tema de las “Perlas Informativas” no veo tal controversia. Pascual Serrano dice (como tú bien señalas): “El diario Levante titulaba el 6 de diciembre “Una empresa de gas envía una factura a nombre de Antonio Gilipollas Caraculo”. De esta forma omiten en el titular el nombre de la empresa, Gas Natural, sin embargo dos días después cuando es ella la que difunde su respuesta sí que la citan: “Gas Natural actuará contra la contrata que llamó ‘gilipollas caraculo’ a un cliente”” El autor refiere al titular de la noticia, no a su contenido, y así es, en el segundo caso si que se vuelve explícito el nombre de la empresa en cuestión. El autor no dice en ningún momento que en el primer caso no se mencione el nombre a lo largo del artículo o noticia. Con ello lo que quiere subrayar, pienso, como analista de medios de comunicación que es, no es sino que a su parecer, en los distintos tratamientos de los titulares, tema funadamental en la elaboración de toda publicación, hay cierto desequilibrio: cuando se acusa a la empresa de la falta se omite su nombre en el titular, y cuando la empresa se exculpa de toda responsabilidad no se omite su nombre en el titular. Ahora, tú le podrás dar mayor o menor relevancia al tema en cuestión, pero Pascual Serrano no está faltando a la verdad en ningún momento.
Cabe señalar por último, que como tú, también sigo con cierta regularidad sus artículos, sin estar por ello en todo momento de acuerdo con sus posiciones, y por ello quiero alegar, en su defensa, que me parece un profesional bastante riguroso y coherente…
Saludos.

Jonkepa dijo...

Solo dos puntos a comentar sobre tu última contestación.
Respecto a la asepsia de los comentarios, es evidente que no hay nada aséptico, ni siquiera en medicina donde entras en un hospital a curarte de una enfermedad, te curan y te infectas con cualquiera de los infinitos virus que pululan por las distintas estancias del hospital de turno.
Una de las grandes discusiones que en materia de política he tenido, ha sido mi constante negación de la existencia del centro ya que para mi no es posible estar constantemente en el filo de la navaja, o estas a un lado o estas al otro. El filo de la navaja sería el equivalente a la asepsia, no obstante, cuanto más cerca estes de ese filo, más cerca estarás del concepto que entiendo y defino como asepsia.
Tanto si estas en la derecha como si lo estas en la izquierda y juzgas determinados principios, lo haras de un modo o de otro y serás, por lo tanto, partidista.
Lo que para unos representa Chavez, la libertad , el socialismo y sabe dios cuantas cosas parecidas, para los otros representa todo lo contrario. Lo mismo podríamos decir de un personaje más cercano a nosotros como sería Rajoy a quien yo denomino Mariano Marioneta, que para mi lo es pero mucha gente cree lo contrario.
En cuanto a la noticia que te comenté, no recuerdo que la edición impresa no dijera, en el título de la noticia, que se trataba de Gas Natural. No siempre son los mismos titulares sobre la misma noticia en la prensa escrita como en la misma prensa on line.
Y lo importante es el fondo y no la forma de la noticia y acusar, precisamente, a Levante.emv de partidista no me parece lo más adecuado. De los pocos diarios que hay en nuestra ciudad es éste el más objetivo y menos partidista de todos ellos y eso que en tiempos fue el diario del régimen junto a Jornada, uno que, probablemente, no hayas llegado a conocer.
En cuanto a su profesionalidad, tampoco la pongo en duda, solo que esta noticia la considero partidista y mal enfocada.Si no la hubiera leído, lo malo es que la leí.
Un saludo.

Roig i Negre dijo...

1-Cunado hablaba de que la ciencia no era aséptica me refería a otras cuestiones. Pero, quizá eso sí sea ya harina de otro costal.
2-Respecto al segundo comentario, creo que hay que distinguir entre la asepsia y el “justo medio” al que pareces referir.
Pero vayamos por partes: en principio hablas acerca del situarse ante la izquierda o derecha política, y lo que cabe entender como tendencias “extremistas” hacia una u otra.
Ya sólo a la hora de hablar sobre que queremos decir con izquierda y derecha, pienso, deberiamos llegar a un acuerdo. Pues la verdad, desde el origen de su uso es una catalogación ciertamente ambigua, que parece haber evolucionado a lo largo de la historia. Principalmente a partir del marxismo, y de su entramado conceptual, parece que sufre un virage relativamente importante, y viene a denotar los antagónicos intereses políticos de burguesia y proletariado. Obviamente esta concepción también a ido evolucionando. Pero convengamos desde una definción bastante abierta que la izquierda política apunta a posicionamientos anti-capitalistas, o al menos anti-liberalistas (refiero al liberalismo económico). La cuestión es ahora dilucidar cuando un posicionamiento es más o menos extremado en un sentido u en otro. Opino que la idea de “justo medio” del conservador Aristóteles (con este juicio no quiero pecar de anacronismo), puede resultar muy útil en ciertos momentos de la praxis vital, pero aquí resulta de poca utilidad. Pero, vayamos al grano: el determinar qué y en qué modo cierta postura política es extrema, más o menos, en un sentido u otro (izquierda o derecha) depende de la mirada de cada cual (como bien apuntas), del marco de referencia. Así, por ejemplo, el defender el derecho universal, público a la sanidad, e incluso el juzgar como inmoral el hacer negocio con la salud-enfermedad de los seres humanos, a muchas personas les podría parecer un posicionamiento extremado. O el hecho de defender la propiedad socializada de los medios de producción, al entender que el juego contractual del capitalismo aliena por completo a los seres humanos, también les podría parecer a muchos, y de hecho así es, un posicionamiento extremo. Ni uno ni el otro para mi lo son. Sí los considero radicales, en cuanto señalan la raíz de las problemáticas sociales.
Y ahí entran las distintas miradas, que marcaran que entienda cada cual por posturas extremas o moderadas. Y es esa mirada la que nunca, creo, es aséptica.
Hoy en día, se nos vende por todas partes la idea regulativa del “consenso” (entre comillas por mal entendido), del “ni para tí ni para mí”, a saber: hay que negociar la actualización de los salarios, pues lleguemos a un acuerdo buscando el límite de la posibilidad de explotación del ser humano por el ser humano; que hay que erradicar el hambre en el mundo, pues vamos a ver si consensuamos que mueran cien mil seres humanos menos; y así hasta el infinito…
La “asepsia”, por su parte es esa gran idea que de por sí ocupa un lugar muy destacado en el discurso en favor del status quo. Me explico, cuando se habla de asepsia “ideológica” se refiere a una situación de no toma de partido, en la que se mantienen, como diría Sartre, las “manos limpias”, es decir, la no intervención, el no postularse, el “ser apolítico” tan de moda (como si eso fuera posible)…Es decir, y concluyo, creo que por lo dicho tu postulado es incoherente, pues defiende la relatividad de las miradas, y por otra parte la idea de ese “justo medio”, de esa aproximación a la asepsia (como si los valores izquierda-derecha fuesen absolutos), cuando, y por otra parte, esa pretensión de búsqueda del “centro de equilibrio” no es más que una considerable toma de partido.
3-Respecto a lo de Rajoy, creo como tú, que en el fondo, no deja de ser una marioneta, eso sí, con muy mala leche, o a mejor decir, una marioneta muy malnacida (muy “a mala hora nacida”).
4-El tema de si la edición impresa difería: sencillamente no lo sé.
Saludos.